El SME organiza para mediados de febrero una huelga política nacional
Un contingente de electricistas participó en una protesta frente la embajada estadunidense

El dirigente del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), Martín Esparza, informó ayer que los integrantes del gremio marcharán el próximo 29 de enero a la residencia oficial de Los Pinos, en lugar de hacerlo al Zócalo capitalino, como se tenía previsto.

Al participar en una manifestación frente a la embajada de Estados Unidos en México, en la que diversas organizaciones sociales demandaron al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, la realización de una reforma migratoria integral, el líder de los electricistas reclamó que el gobierno mexicano apoye a los damnificados por los sismos de Haití, pero a los del SME no les resuelva nada.

Los manifestantes, entre los que sobresalía un gran contingente del SME y antiguos braceros que reclaman el pago de un fondo de ahorro, rodearon la representación diplomática y bloquearon Reforma.