Piden legisladores a Calderón no usar el asueto para reprimir a electricistas
Hasta ahora no hay órdenes de aprehensión contra el líder gremial

Los informes previos enviados hasta la tarde de ayer por jueces del Distrito Federal a la juez federal en materia de amparo Sandra Leticia Robledo Magaña aseguran que por el momento no existe ninguna orden de aprehensión en contra de Martín Esparza, líder del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME). En tanto, diputados que forman parte del grupo de mediación entre el SME y el gobierno federal solicitaron, en un comunicado, que la administración de Felipe Calderón no aplique en los días de asueto una acción de fuerza contra los ex trabajadores electricistas.

Fuentes del Poder Judicial Federal (PJF) cercanas al amparo tramitado por los abogados de Esparza indicaron ayer que el líder sindical cuenta por el momento con una suspensión provisional vigente que le concedió la juez Robledo, titular del juzgado primero de distrito en materia de amparo de la ciudad de México.

Sin embargo, aclararon que esa protección provisional dejará de surtir efecto si los jueces locales que han negado la existencia de alguna orden de captura contra el quejoso confirman su dicho. Si sus abogados quieren evitar que pueda ser detenido –en caso de que en los próximos días se emita una orden de aprehensión– es necesario que al menos una vez por semana presenten nuevos amparos contra cualquier posible medida cautelar, recomendaron las fuentes.

Ayer en conferencia, Esparza aseguró que se promovió el amparo “para evitar que nos detengan de manera ilegal”. Dijo que la PGR no le ha notificado de alguna averiguación previa en su contra, y sólo sabe de éstas por algunos medios de comunicación.

Por su parte, el grupo de diputados perredistas que forman parte de la comisión mediadora entre SME y autoridades federales llamó a no usar la fuerza contra los electricistas en estas vacaciones.

“Que no propicie un asunto que se salga de control y vaya a ocurrir un evento que violente aún más el conflicto, pues suele ocurrir así cuando la gente se va a descansar”, dijo el líder de los telefonistas, Francisco Hernández Juárez. Rodolfo Lara consideró que sería lamentable “que pudiera darse un golpe artero” al gremio, cuando los legisladores buscan contribuir al diálogo para la solución del conflicto.